Blog de Logística y Transporte

24/08/2021 | Última Milla

¿Qué es Supply Chain o cadena de suministro en logística?

El Supply Chain o cadena de suministro en logística es un proceso que contempla la planificación, ejecución y el control de un producto o servicio que se lanza al mercado. Es un recorrido que se inicia en el momento en que se planifican los materiales necesarios para la fabricación, que sigue con la producción del producto y que finaliza con la entrega al cliente final.

En la cadena de suministro intervienen diversos proveedores y empresas, que contribuyen desde sus áreas de especialización a completarla con éxito. En la actualidad, este proceso ha ganado en complejidad debido, en gran parte, a la internalización de algunos mercados y al alcance global de muchos productos.

Es habitual relacionar la logística y cadena de suministro y que, en muchas ocasiones, no quede del todo claro las diferencias entre ambos conceptos. En líneas generales, podemos considerar que el Supply Chain hace referencia al flujo completo de un producto hasta que se materializa su venta, mientras que la logística es un proceso integrado en la propia cadena de suministro, que está enfocado a la optimización del almacenamiento, el transporte y distribución de las mercancías.

Las 3 principales fases que componen la cadena de suministro

Aprovisionamiento

Es la fase en que se determina cómo, dónde y cuándo se adquirirán las materias primas que deben hacer posible la fabricación de un determinado producto.

Producción

Durante este proceso las materias primas que han sido aprovisionadas entran en fase de producción para, a partir de su transformación, obtener un producto final.

Distribución

Se trata de la etapa que contempla las distintas actividades que posibilitan que los productos lleguen a su destino. En ella, se contemplan las redes de distribuidores, los almacenes, las tiendas físicas o plataformas online en los que el producto se encontrará a la venta.

Tendencias en la gestión de la cadena de suministro o Supply Chain 

Las exigencias que marca el mercado obligan a que la cadena de suministro sea cada vez más eficiente y sus etapas más rápidas y flexibles. Esta realidad, ha provocado que la tecnología, la automatización o la integración de los distintos partners que forman parte del proceso, resulten factores cada vez más relevantes para garantizar el éxito de todo el recorrido.

1. Tecnología al servicio de la obtención de información

La complejidad de algunas cadenas de suministro y las ventajas operacionales que aportan, han facilitado que los desarrollos tecnológicos se encuentren muy presentes en el Supply Chain. La información es muy importante y la capacidad de obtener datos precisos enfocados a la óptima gestión de los stocks tiene una gran relevancia. También es esencial poder realizar un detallado seguimiento de la trazabilidad de los productos, un factor en que la tecnología adquiere un gran protagonismo, teniendo en cuenta además, que muchos de ellos son consumidos en un mercado global. Asimismo, la monitorización de los procesos y el análisis de los KPI’s en logística, son otro elemento clave para la correcta toma de decisiones y la optimización del Supply Chain. 

2. Automatización en beneficio de la eficacia

Contar con almacenes automatizados y robotizados contribuye a la agilización de la cadena de suministro y a una reducción significativa de errores. También resulta fundamental la optimización del picking, así como de las rutas de transporte, dos factores muy destacados a la hora de garantizar entregas cada vez más rápidas y efectiva

3. Integración y coordinación de los distintos “actores” implicados en el supply chain

En la cadena de suministro intervienen diversos proveedores y empresas que contribuyen a completar todo el proceso. Por ello, es importante coordinar el papel de todas ellas, para abordar el Supply Chain desde un enfoque global, capaz de conseguir un funcionamiento integrado y lo más ágil posible.

La gestión eficaz de la cadena de suministro es un aspecto muy relevante para una empresa. Controlar de manera eficiente el proceso de aprovisionamiento, de producción y de transporte de los productos es una de las claves para el éxito de cualquier producto. En Paack contribuimos, como empresa de transporte especializada en entregas de última milla, a que el último eslabón de la cadena resulte satisfactorio para nuestros clientes, apostando por un modelo de entregas programadas, que garantiza a los consumidores, poder recibir los productos que han adquirido en las franjas horarias que mejor se adaptan a sus necesidades.